sopa de tomate y pesto

Ingredientes:
800 gr de tomate maduro
1/2 cebolla tierna
1/2 ramita de apio
100 gr de parmesano
40 gr de piñones
200 ml de nata líquida ligera (18% de materia grasa)
3 o 4 ramas de albahaca
aceite de oliva virgen extra
azúcar
sal

Instrucciones:
Triturar la albahaca con los piñones y el suficiente aceite de oliva como para que quede una especie de pesto muy líquido. Reservar.
Quitar la parte dura del tomate con un cuchillo. Picarlo y triturarlo bien con la cebolla tierna, el apio y una pizca de sal. Pasar por el colador chino, ajustar de sal, añadir una cucharadita de azúcar si está muy ácido y reservar en la nevera.
Rallar el parmesano. Calentar la nata y, sin que llegue a hervir, ir añadiéndole queso hasta que coja sabor a éste, pero sin que espese demasiado (puede que no sea necesario todo el queso). Dejar enfriar.
Si se van a usar, saltear las colas de gambas muy brevemente para que no queden secas.
Poner en los platos un fondo de crema de parmesano (unas tres o cuatro cucharadas). Colocar las gambas encima y cubrirlo todo con el tomate. Terminar con el aceite de albahaca y piñones, y servir.

Notes: yo no le puse nata

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *